Fundación Grupo Eroski: versión discapacitados | mapa web Noticias Idea Sana Barómetro consumer.es
Ver otras tablas: Técnicas culinarias | Ver todas las tablas

PRODUCTOS DE BELLEZA
La piel requiere unos tratamientos diferentes en función del momento del día. Una piel limpia y cuidada nos ayudará a tener un aspecto más saludable.

Tipos de productos Sus funciones esenciales Partes del cuerpo Como hay que hacerlo Cuanto tiempo El momento
De limpieza: jabón, gel, desmaquillante Limpian y purifican la piel. Todo el cuerpo, especialmente cara, cuello y contorno de ojos. Limpieza corporal: ducha o baño con jabones o geles con un pH parecido al de la piel. El ideal es 5,5.

Limpieza facial: extender una pequeña cantidad de producto sobre el rostro con un ligero masaje circular, con la mano o con brochas especiales.

Limpieza facial: después de aplicar el producto, retirar el excedente con pañuelo de papel o disco de algodón. Lavarse el cuerpo, alternando un día con agua sola y otra con jabón
Limpieza facial: 2 veces al día, por la mañana y antes de acostarse.
Exfoliantes Arrastran las células desescamadas de la superficie de la piel
La piel queda más limpia, lisa, suave, luminosa y oxigenada.
Todo el cuerpo, insistiendo en las zonas rugosas y de piel más gruesa, como los codos y las rodillas.

Zonas contraindicadas: cara, pecho, piel recién depilada, irritada, quemaduras, heridas.

Frotar con suavidad distintas partes del cuerpo con un guante de crin, cepillo de mango largo, bandas de crin o badanas, sobre la piel limpia y húmeda
Hacer movimientos circulares en la zona del vientre, caderas y glúteos, y movimientos ascendentes en las extremidades.
Para la cara: existen los peeling gomage, aplicar una pequeña capa, retirar con un ligero masaje manual y aclarar con agua o tónico.
Seguidamente de aplicar el producto, aclarar el cuerpo con agua. En la ducha o en el baño: 2 ó 3 veces al mes.
En verano, una vez por semana.
Tónico Estimulan y refrescan la piel. La cara. Aplicar el tónico sobre un paño o sobre la palma de la mano y masajear. Dejar actuar el producto unos segundos. Diario, 2 veces al día después de cada limpieza; por la mañana y por la noche.
Hidratantes Mantienen la humedad interna de la piel y protegen de los agentes externos. Todo el cuerpo, especialmente la cara, las manos y los labios. Aplicar el producto con suaves masajes manuales, tras el baño o la ducha, con la piel aún húmeda. Dejar actuar unos minutos, antes de vestirse. Tras cada limpieza, baño o ducha.
Nutritivos y Regenerantes Aportan a la piel todos los elementos necesarios (vitaminas, aminoácidos, aceites y agua) para su equilibrio.
Reparan la piel al estimular los procesos de renovación naturales y reforzar su sistema de defensas.
Cara y cuello, y un producto especial para el contorno de ojos. Con el cutis limpio, antes de la crema hidratante, depositar una pequeña cantidad de producto en la palma de la mano, y extender sobre la cara y el cuello con un ligero masaje circular. Dejar que el producto penetre durante unos minutos. 2 veces al día, especialmente indicados por la noche
Productos interesantes a partir de los 30-40 años.
Reafirmantes Corrigen y retrasan los signos de flacidez. Toda la cara: frente, contorno de los ojos, mejillas, contorno de labios, mentón, óvalo y cuello. Extender el producto en la frente y expandir con las yemas de los dedos por el rostro y el cuello, en sentido descendente y ascendente. Deja actuar unos instantes. Por la noche.
Mascarillas Hidratan y alisan, purifican y revitalizan, relajan y regeneran. Rostro y escote. Aplicar sobre piel limpia con movimientos rotativos hacia arriba. Permanecer con la mascarilla acostado y relajado, sin hablar ni hacer muecas. Respetar el tiempo que indica el envase y eliminar la mascarilla con agua templada, una esponja húmeda o un tónico facial. Por la noche, 1 vez por semana ó 2 si la piel es muy grasa.

      © Copyright Fundación Grupo Eroski     info@ideasana.com