versión accesible
Idea Sana
Escamas de salud

Es sano, barato y muy sabroso. El chicharro o jurel presenta todas las propiedades nutritivas del pescado azul y necesita pocos aderezos para convertirse en un sabroso plato de verano. Pescarlo desde una pequeña embarcación de recreo durante las vacaciones es además un auténtico placer marinero, relajante y apasionado.

El chicharro o jurel es uno de los más populares en las pescaderías de nuestro país. Junto con la sardina, el bonito o la anchoa, engrosa la lista de los pescados azules más saludables y económicos que nos brinda el mar temporada tras temporada. Durante estos meses de verano, muchos aficionados a la pesca se echan a la mar para capturar algunos ejemplares mientras disfrutan de una jornada marinera bajo el sol. Cenar uno de esos chicharros esa misma noche es un sencillo placer: basta un poco de sal y harina y ¡a la sartén!

Pero sobre todo, se trata de un pescado muy saludable. Como todos los azules, es una buena fuente de proteínas –similar a las de la carne y el huevo–, posee grasas insaturadas beneficiosas para la salud como los ácidos grasos omega 3, minerales como el hierro y el yodo, y vitaminas A, D y B12.

En dietas sanas y equilibradas

Por estas razones se recomienda su consumo en todas aquellas personas que quieran llevar una dieta sana, variada y equilibrada. Únicamente deben limitar la ingesta de este pescado azul quienes padezcan gota y tengan niveles elevados de ácido úrico.

Idea Sana

El chicharro o jurel posee ácidos grasos omega 3, minerales y vitaminas

Idea Sana

El jurel debe su nombre a la denominación mozárabe surel. Además de como chicharro, también se le conoce como xirel, xurelo o desirel. Se trata de un pez de carne grasa, jugosa y nutritiva. En la pescadería lo distinguirás por su piel brillante y metalizada, con reflejos plateados. La parte dorsal del cuerpo es mucho más oscura que la del centro y los ojos y la boca muy grandes en relación al tamaño de la cabeza.

Ane González
Amiga de FUNDACIÓN EROSKI de Barcelona
"Es un pescado que por sí solo tiene mucho sabor, no necesita muchos aliños"

El chicharro es uno de mis pescados preferidos: es sencillo de preparar y en la cocina se puede utilizar de diferentes maneras. En mi casa, solemos comerlo al horno simplemente con un poco de aceite, ajo picado y un poco de guindilla. No necesita más, si está bien fresco, resulta delicioso. Cuando son más pequeños, con un poco de harina y sal, se fríen y están muy ricos. Yo creo que es un pescado que por sí solo tiene un gran sabor así que no necesita muchos aliños para cocinarlo, ni para enriquecerlo. Cuanto más sencilla es su preparación, más se puede apreciar su sabor a pescado, siempre que te guste, claro.


Todo el año

Su presencia en los mercados es más abundante entre los meses de junio a octubre, aunque se captura durante todo el año. De hecho, es uno de los pescados más abundantes en nuestras costas. Estos ejemplares nadan a sus anchas en los mares templados.

Bajo el mismo nombre de jurel se comercializan tres especies diferentes: el jurel común o negro, el mediterráneo o blanco y el azul. La diferencia entre ellos es mínima. En algunos lugares del Sur y de la costa mediterránea se venden como jureles otras especies parecidas pero de mayor tamaño, como la cojinua negra que es de color verde azulado, y el jurel caballo.

Idea Sana

Cuece un rato unas patatas y colócalas en rodajas en una bandeja debajo del jurel para asar. Está riquísimo

Idea Sana

Para apreciar todo su sabor, el chicharro debe adquirirse muy fresco y consumirse rápidamente pues al ser un pescado azul se deteriora en poco tiempo. Su grado de frescura se aprecia en el color de su carne, que debe ser oscura y de consistencia firme. Su aroma debe ser agradable, similar al del arenque y más suave que el de la caballa.

Los más grandes, al horno

El chicharro admite muchas preparaciones en la cocina. Normalmente los ejemplares de mayor tamaño se utilizan pasar asar al horno, mientras que los menores resultan deliciosos fritos y los más pequeños se usan para frituras o para hacer conservas en aceite y escabeche. También quedan muy jugosos a la sidra, encebollados, en salsa verde o en escabeche.

Por su rápida y fácil elaboración, merece la pena incluir el consumo de este pescado en la dieta diaria. Otras razones de peso son sus excelentes propiedades nutritivas y su buen precio, en comparación con otros pescados.

Los ejemplares de mayor tamaño son los más adecuados para asar en el horno, a la parrilla, en papillote... Acompañados con un simple refrito de ajos, resultan un manjar. Si se busca un plato más consiste, sírvelo con una guarnición a base de patatas panaderas o tomates y pimientos.

Un truco: si decides asar el chicharro sobre una base de patatas y cebolla, cuece un poco primero la patata. De esta forma, no correrás el riesgo de que alguna quede dura.

Con vinagreta

Tanto cuando los ases al horno como cuando los frias –en menores tamaños–, puedes aliñarlos con una vinagreta elaborada con aceite de oliva, vinagre, ajo y perejil.

Otra receta: los chicharros de ración también se pueden meter al horno. Sazónalos con sal y pimienta, échales unas cucharadas de aceite y colócalos en una fuente untada con aceite. Sobre ellos, se vierte una mezcla elaborada con perejil y dos cabezas de ajo picados muy finos, pan rallado y una cucharada de pimentón rojo. Se introduce la fuente al horno durante aproximadamente 5 minutos, se rocía con un vasito de vino blanco y se vuelve a meter al horno durante otros 5 minutos.

Jesús Román
Presidente de la Sociedad Española de Dietética y Ciencias de la Alimentación (SEDCA)
Una deliciosa forma de comer salud

El pescado tiene un papel destacado en la dieta mediterránea, proporcionando beneficios tanto en la mesa, por su sabor y por su aroma , como en nuestra salud por su destacado aporte nutricional. El pescado se caracteriza por ser un alimento muy rico en agua que además presenta una elevada digestibilidad. Esto hace que sea apto para personas de todas las edades y condiciones fisiológicas.

Destacamos el especial comportamiento sobre la fisiología humana de las grasas contenidas en el pescado. En la actualidad sabemos que algunos ácidos grasos contenidos en el pescado (los denominados ácidos grasos omega–3) tienen un papel importante en el metabolismo humano. En concreto, los denominados pescados azules son los que contienen cantidades más destacadas de este tipo de grasa tan saludable. Entre las especies más significativas, destaca el jurel o chicharro.

El jurel es una especie muy habitual en los mercados españoles en esta época del año. Es un pescado de captura estacional que se comercializa precisamente entre junio y octubre. La forma más habitual de venta es entero y fresco, aunque también se vende desecado. Se utiliza también para elaborar conservas, tanto en aceite como en escabeche. En el mercado español se conocen con el mismo nombre, indistintamente, diferentes especies de pescados que son muy similares. En general, en el mercado, se conocen los jureles grandes como chicharros y los pequeños como jureles y jurelillos.

El chicarro tiene un contenido proteico del 19%, un contenido graso del 5,8% y proporciona alrededor de 130 calorías cada 100 g. Desde el punto de vista culinario, el jurel tiene unas características muy interesantes, ya que probablemente sea uno de los más sabrosos pescados azules de nuestras costas; además, es económico, no huele tanto como la sardina y para muchos es más sabroso que la caballa. Un chicharro grande y fresco al horno, aderezado con un simple chorrito de aceite, es un plato exquisito e, incluso fritos, los jureles pequeños son excelentes.


Receta Idea Sana EROSKI
Brochetas de chicharro
INGREDIENTES
  • 16 tomates cherry,
  • 2 pimientos verdes,
  • 1 cebolla,
  • pimienta blanca,
  • sal y
  • aceite.

Limpiar los chicharros y sacarles los filetes, quitando las espinas. Montar las brochetas, metiendo un tomatito cherri, cebolla, pimiento verde y trozo de chicharro y así sucesivamente. Si no tienes tomates cherry puedes utilizar trozos de tomate de temporada. Echar sal y pimienta y cocinar a la parrilla, untando con aceite. Una receta fácil y sencilla para que pases poco tiempo en la cocina y disfrutes del verano.


¿Qué es FUNDACIÓN EROSKI?
© Copyright FUNDACIÓN EROSKI    Info@ideasana.com